Etiquetas

, , , ,

El Salvador gana con ‘bonus’ en un irregular partido a un serio Gernika y es líder provisional

El Gernika llegó a Pepe Rojo sabiendo el partido que tenía que plantearle a Hermi El Salvador. Conscientes de que debían ser serios en defensa, aprovechar su seguridad en las fases estáticas y no regalar metros al rival. Durante los ochenta minutos, el conjunto vizcaíno no se salió del guión en ningún momento. Ni cuando peor le iban las cosas en el marcador. Así, logró rescatar un bonus defensivo y llevar una cierta intranquilidad a la parroquia local con su remontada no consumada en los últimos minutos del encuentro. Si el equipo vizcaíno tuviera una pizca más de imaginación y de mordiente en su ataque, podría estar incluso más arriba de la sexta plaza que tan dignamente ocupa en la actualidad en la máxima categoría.

Por su parte, Hermi El Salvador hizo un partido para olvidar. A pesar de la victoria, únicamente logró desarrollar su mejor rugby con aislados destellos y no pudo salirse del guión planteado con seriedad por el conjunto rival. Las buenas noticias para el conjunto colegial son que logró derribar el muro planteado por el Gernika, sumó cinco puntos más en la tabla clasificatoria y se despierta este domingo como líder provisional.

Los primeros minutos del encuentro estuvieron marcados por la lesión de Víctor Sánchez, que tuvo que marcharse del terreno de juego tras una acción con Matías Sánchez, y que suma un nuevo contratiempo a la ya diezmada segunda línea colegial. Cada uno de los equipos logró un ensayo en este inicio de encuentro aprovechando las debilidades defensivas exhibidas por ambos conjuntos. Un nuevo ensayo de un Álvaro Núñez en forma permitió ampliar la ventaja pucelana al descanso, al que se llegó con 17-7 en el marcador.

La segunda parte transcurría por cauces tediosos  hasta que un error del apertura alemán Thorsten Wiedemann permitió a Alejandro de la Rosa sumar su segundo ensayo personal y derribar el muro del Gernika, que se desmoronaría dos minutos después c on un ensayo de Víctor de la Llana, que colocaba el 29-10 en el marcador. Cuatro ensayos, ‘bonus’ asegurado para los locales y victoria casi asegurada.

Sin embargo, los últimos minutos dejaron un mal sabor de boca para el conjunto pucelano. El Gernika apretó en el tramo final, logró dos ensayos y se puso a tiro de un ensayo transformado para forzar el empate, aunque finalmente no pudo arruinar la celebración local.

JUAN CARLOS PÉREZ

«Hemos ganado como los grandes… jugando mal. Pero a mí no me gusta ganar así. Hemos tenido muchos errores y los ensayos han sido algunos fogonazos de juego», señalaba el ntrenador del Hermi, al final del encuentro. «No me han gustado nada ni la lesión de Víctor Sánchez ni el árbitro. Ahora debemos centrarnos en ganar el derbi y en pasar a semifinales de Copa».