Etiquetas

, , , ,

El VRAC Quesos Entrepinares golpeó ayer primero y está a un paso de jugar una nueva final de la Copa del Rey. El tercer derbi de la temporada se decantó del lado del actual campeón que demostró que, hoy por hoy, es muy superior al Hermi El Salvador en delantera y kilogramos. Ayer sobre todo en la segunda parte, en la que superó de principio a fin a su rival y en la que pudo haber sentenciado de forma definitiva su pase si Daniel Snee hubiese estado más acertado con el pie –falló dos golpes y tres transformaciones en los 80 minutos de juego-.

El encuentro tuvo dos partes bien diferenciadas. Una primera, hasta el minuto 30, en la que el conjunto colegial llevó a su terreno el partido. Los queseros apenas aparecían y cuando lo hacían era para cometer alguna infracción. Mal en touch y en melés, los de Diego Merino volvían a caer en la ‘trampa’ de Juan Carlos Pérez. Sam Katz, con ese prodigioso pie que tiene para el golpeo, se encargó de poner a los suyos por delante pronto. Tres patadas suyas hicieron que el marcador se estirase sin que hubiese señales del VRAC sobre Pepe Rojo.

Atorrasagasti tampoco ayudó a que se viese rugby, con constantes parones, diálogos y risas. Al rugby se juega con el oval en la mano y sin tanta interrupción.

La jugada clave se vivió en el minuto 35. Después de superar un sin bin de Lastra, el Quesos ganó una melé chamiza cerca de la zona de marca. Dos buenas acciones, un amago de Rubio y Molina estrechó el marcador y metió el miedo al Hermi, que aun así se fue con suficiente renta al descanso.

Tras este, nada fue igual. El conjunto quesero dio un paso hacia delante, metió al cuadro chamizo en su campo y de ahí ya no se salió. Cada saque de banda, y el consiguiente maul, era un suplicio para la escuadra que ayer ejercía de local.

Gavidi, Mateu y Tucconi posaron el oval en la zona de marca pero pudieron ser algunas más. Snee, sin acierto con el pie, evitó un resultado aún mayor para un VRAC que pone pie y medio en semifinales.

Lo peor, la roja a Gavidi, por agresión a Asís –que acabó con rotura de nariz y el pómulo destrozado-; y las lesiones de Nacho Muller, con esguince de rodilla; o Max Vega o Sergio Valverde.

El 1 de febrero se resolverá una eliminatoria con color quesero.

Hermi El Salvador: Manu Serrano, Dani Marrón, Javi Miranda, Álvaro Torres, Álvaro Núñez, Pablo Reneses, Asís G. Mazariegos, Joe Mamea, Pelayo Ramos, Sam Katz, Raphael Blanco, Tom Pearce, Jonhy Carter, Alejandro Sánchez de la Rosa y Pedro Rodríguez. También jugaron Marcial Castro, Max Vega, Conno McDonall, Gerardo de la Llana, Christopher Talanoa, Víctor de la Llana.

VRAC Quesos Entrepinares: Pablo César Gutiérrez, Steve Barnes, Alex Woonton, Nacho Molina, Lucas Lastra, Kalo Gavidi, Stefano Tucconi, Leigh Thompson, Juan Carlos Pico, Daniel Snee, Rodrigo López, Nacho G. Muller, Alejandro G. Muller, Guillermo Mateu y Frederic Montagut. También jugaron Manuel Sevillano, Diego Álvarez Gorosito, Mateo Agudo, Sergio Valverde, Alberto Blanco

Árbitro: Atorrasagasti. Roja a Gavidi (min. 60). Amarilla a Talanoa (min. 68), por el Hermi; y a Lucas Lastra (min. 15) y Tuconni (min. 40), por el Quesos Entrepinares.

Marcador: 3-0 (min. 4). Golpe de castigo de Sam Katz. 6-0 (min. 14). Golpe de castigo de Sam Katz. 9-0 (min. 18). Golpe de castigo de Sam Katz. 9-5 (min. 36). Ensayo de Nacho Molina. 12-5 (min. 40). Golpe de castigo de Sam Katz. 12-12 (minuto 46). Ensayo de Gavidi, transformado por Snee. 12-17 (min. 55). Ensayo de Guille Mateu. 12-22 (min. 65). Ensayo de Tucconi.