Etiquetas

, ,

9ª JORNADA LIGA REGIONAL FEMENINA   RUGBY EL SALVADOR 32 – 5 ADUS SALAMANCA

Una melé del partido de la primera vuelta en Salas Bajas (foto: S. Toca /CR El Salvador)

Gran partido de rugby femenino el vivido el pasado sábado en los campos de Pepe Rojo. El equipo de El Salvador y el ADUS de Salamanca ofrecieron un verdadero espectáculo deportivo en el que no faltó de nada: alternancia en el dominio del juego, intensidad, contundencia, aplomo, tranquilidad, lesiones, bonitas jugadas y ensayos. También fue fiel a la cita el frío, tarde gélida que mucho tuvo influyó en los minutos iniciales del partido.

Ya lo comentamos en la crónica previa: “si el partido de la pasada semana en Burgos era difícil, éste no lo será menos porque, pese a ser locales, las salmantinas están muy fuertes”. Las del ADUS salieron al terreno de juego muy bien posicionadas y serias con la intención clara de poner en problemas a El Salvador desde el primer minuto.

Sacaron de centro las de chicas de Ernesto Ripoll con viento a favor y en la tercera fase de la primera jugada llegó el primer mazazo para las vallisoletanas. Balón suelto a pocos metros de la línea de 22 local al que corren Elia Hernández y Noemí Viñas, chocando ambas y provocando la lesión de Elia que tuvo que abandonar el campo con la nariz sangrando y con una probable fractura sin desplazamiento. Sin casi calentar salió en su lugar Elisa Altés.

Las chicas de Víctor Acebes no acababan de encontrar su sitio en el campo y el dominio en el juego de las charras era claro. Transcurría el minuto 10 de juego y el oval aún no había tocado campo visitante. En plena oleada salmantina, se produce el segundo golpe para las locales, tras un ruck Irene Pérez tiene que ser sustituida también por lesión, en este caso en su muñeca izquierda, por Cristina Chamorro. También ADUS tuvo que sustituir a una de sus jugadoras con fuertes dolores en una rodilla. El frío hacía mella en las chicas.

Salamanca seguía dominando fruto a su excelente trabajo defensivo con mucha contundencia en los placajes y en los rucks. Las chamizas seguían espesas perdiendo rápidamente los balones que conseguían recuperar. Como no hay dos sin tres, en el minuto 13 llegaba el tercer golpe para el equipo blanquinegro, tarjeta amarilla a Sandra Velasco por placaje alto. El Salvador se quedaba 10 minutos con una jugadora menos. La cosa no pintaba bien y algunos en la grada presagiaban lo peor. A punto de regresar Velasco al campo, ADUS se adelanta en el marcador con un ensayo sin transformación, 0-5 en el marcador. El Salvador supo rehacerse gracias al excelente trabajo de conjunto. Raquel García se echó a las espaldas a su equipo y Dalia Madruga supo mantener la calma y la concentración tanto de la melé como de la línea de tres cuartos.

En el minuto 30 vuelve a pararse el partido por una nueva lesión, esta vez para una de las salmantinas con otra fractura de nariz que obligó a la ambulancia a trasladar a todas ellas al Sagrado Corazón para ser atendidas de urgencia.

Es a partir de este momento cuando las locales se hacen con el dominio del juego y empiezan a desarrollar su planteamiento ofensivo. El paquete de delantera comienza a jugar con soltura guiados por Dalia que abría los balones con rapidez para evitar trabajo extra y con la suficiente tranquilidad para que la línea de tres cuartos estuviese cómoda. Las jugadas comenzaron a salir y Edna Guerra logra empatar el partido en el minuto 31. El equipo local empezaba a respirar a sabiendas de que Salamanca seguía siendo letal y contundente en ataque y defensa.

Acebes espoleaba a sus chicas para que el buen juego que estaban desplegando tuviese más frutos antes del intermedio y así fue. En el minuto 40 Raquel García a base de fuerza y empuje, tras un gran trabajo de equipo, ensayó y colocó el 10-5 para mayor tranquilidad de todos. Se llegó al descanso con ventaja en el marcador y con la expulsión con el tiempo cumplido de la salmantina Cecilia Oliva.

Como viene siendo habitual, Víctor Acebes aprovechó lo minutos de descanso para ajustar la defensa y mejorar algunos aspectos del ataque, a la vez que para insuflar aliento a las jugadoras. “Hemos empezado muy frías pero ya estáis en el partido. Hay que seguir así, con trabajo y tranquilidad las cosas van saliendo. No perdáis balones a lo tonto, si no hay pase claro guardadlo hasta que llegue el apoyo, no paséis a lo tonto”. No tuvo que decir más, sonó el silbato y la segunda parte se inició de manera completamente distinta a la primera.

Las vallisoletanas estaban a gusto en el campo, el juego desplegado funcionaba y eran muy pocos los balones que se caían. La delantera seguía percutiendo la defensa salmantina y poniendo en ventaja a las tres cuartos chamizas para desarrollar sus ‘coches’ y ‘ferraris’. Gracias a la soltura que estaba mostrando la línea, Paz Fernández conquistó la zona de marca contraria para agrandar la ventaja en el marcador con un 15-5 en el minuto 10.

El colegiado del encuentro, Fernando Raposo mostró la segunda tarjeta a amarilla a las chicas del ADUS, en esta ocasión a Ángela Chapado.

Acebes dio entrada a Isabel Sierra sustituyendo a Raquel Martínez en el ala. El juego local mostraba calidad y soltura pese al gran trabajo defensivo de Salamanca que no dejaba de mostrarse implacable en el placaje y contundente en el juego cerrado. El Salvador dominaba con claridad las melés, empujando las propias y ajenas y dificultando enormemente la salida del balón charro, gracias en gran medida a la excelente labor de Cristina Chamorro, mostrándose letal en su salida de franker. Ana Pérez, pese al poco tiempo que lleva jugando, no le perdía la cara a la delantera contraria siendo constante en trabajo de percusión y talonaje. Elisa Altés mostraba gran confianza en la recepción de balón y pase, así como en su colocación en el campo. Los apoyos constantes de Sonia López, Noemí Viñas y Sandra Velasco daban continuidad en el juego. Inés Álvarez recupero la confianza en sí misma tras un inicio de partido dubitativo y ponía en juego constantemente a su línea de tres cuartos. Trina Moir, Edna Guerra, Mariana Martínez y Sandra Ocariz dejaban clara su eficacia en el trabajo de acoso y derribo a la delantera charra.

En el minuto 22 Inés Álvarez consigue zafarse de la defensa del ADUS y ensaya para conseguir la tranquilidad absoluta y el bonus ofensivo. Con 20-5 en el marcador, Acebes volvió a introducir aire fresco en la melé sustituyendo a Ana Pérez por Malena Alonso, pasando Sandra Ocariz a ocupar la posición de talonadora y Malena la de tercera línea. El cambio provocó un nuevo arreón de las locales gracias a las rapidez y soltura de Malena Alonso, la cual, haciendo gala de unos buenos conocimientos técnicos, entraba muy baja en la percusión escapándose con facilidad del placaje contrario y recuperando muchos balones en rucks y contrarucks.

A falta de algo menos de diez minutos para el final, Inés de Lózar sustituyó a Elisa Altés, mostrándose igual de segura que ésta en el juego abierto. El trabajo de la línea funcionaba como no lo había hecho en partidos anteriores. Noemí Viñas, que en los últimos partidos está ocupando la posición de zaguera, anotó el quinto ensayo en el minuto 31. Con el 25-5 asistimos a los mejores minutos de juego de lo que llevamos de campeonato gracias al gran trabajo de equipo, de conjunción, de sacrificio individual, de garra y de tranquilidad.

No podía faltar otro ensayo de empuje y fuerza que recompensara una vez más el esfuerzo de las ocho titanes que forman melé. Este llegó, por segunda vez en el encuentro, de la mano de Edna Guerra en el minuto 37, transformando Paz Fernández y dejando el marcador con el 32-5 final.

Lo abultado del resultado no hace justicia al gran partido que ADUS de Salamanca realizó, ni a la seriedad mostrada en los 80 minutos. Sin duda ha sido el equipo que mejor sabor de boca ha dejado en Pepe Rojo por la intensidad del juego mostrado.

Por el C.R. El Salvador jugaron de inicio: Sandra Velasco, Ana Pérez, Raquel García, Mariana Martínez, Edna Guerra, Irene Pérez, Sandra Ocariz, Trina Moir, Dalia Madruga, Inés Álvarez, Raquel Martínez, Sonia López, Noelia Hernández, Paz Fernández y Noemí Viñas. También jugaron: Elisa Altés, Cristina Chamorro, Isabel Sierra, Malena Alonso e Inés de Lózar. No saltaron al terreno de juego Mónica Arranz, que reaparecía tras su lesión de tobillo, ni Andrea Muñoz, que era su primera convocatoria y a la que felicitamos por ello.

Por ADUS de Salamanca jugaron de inicio: María Sánchez, Cristina García, Cristina Casillas, Cristina Hernández, Raquel Díez, Beatriz Gallego, Alba Lucas, Cecilia Oliva, María Virginia Polo, Marta Vicente, Ángela Chapado, Sara Gómez, Sheila Garcinuño, María Criado y Elena Criado. También jugaron: Carmen Martín, Marta Rodríguez, Elena Rico y Clara Montoya.

Desde el Club de Rugby El Salvador queremos desear una pronta recuperación a las tres jugadoras de Salamanca que tuvieron que ser retiradas del terreno de juego por lesión. Tras pasar por el hospital del Sagrado Corazón, el diagnóstico de Elia Hernández ha sido el de fisura de los huesos de la nariz, Irene Pérez sufre una fuerte contusión la muñeca e Isabel Sierra un esguince en su hombro izquierdo.